El Barrio de las Salesas, y alrededores, es uno de los principales lugares de encuentro para muchos madrileños, turistas y estudiantes Erasmus. Los viernes y sábados (vale, sí, los jueves y algún domingo también), su plaza principal, la de Alonso Martínez, está hasta arriba. Como nos gusta ponértelo fácil, aquí te lo damos masticado para que no te pierdas buscando, estos son nuestras 15 recomendaciones para comer en Alonso Martínez.

DESAYUNAR

La Duquesita

Esta es una de las pastelerías más míticas, si no la más, de Madrid. Abrió en 1914 y estuvo operativa durante decenas de años. Tras un parón de 9 meses, retomaron el rumbo “dulce” el año pasado, en Octubre, bajo la batuta del gran maestro pastelero Oriol Balaguer, quien se ha encargado de rediseñar el concepto gastronómico en esta nueva etapa de La Duquesita. Palmeras de chocolate que quitan el sentido, croissants de esos crujientes y que se desmigan a muerte, y bombones de esos que nunca jamás se te olvidan.

C/ Fernando VI, 2.

La Duquesita Madrid 04

Olivia te Cuida

Has desfasado por la noche, te duelen los pies y tienes un hambre bestial. Cuidado, no dejes que la brutalidad nocturna se apodere de ti. Con la salida del sol, pásate a desayunar por Olivia Te Cuida, porque eso hacen en este pequeño local, cuidarte en todos los sentidos. Para empezar, el ambiente no puede ser más acogedor, sencillo y sin extravagancias. Y su comida ecológica y casera te va a encantar. Unos huevos rotos, unas tostadas, raviolis de calabaza, ensaladas, frutas… mejor que un desayuno en casa. Eso sí, reserva.

C/ Santa Teresa, 8.

Olivia Te cuida

La Magdalena de Proust

Comer sin pan, es como no comer… o comer a medias. Y el que es panero (o incluso panarra, que es un nivel superior) sabe que una barra de pan de masa madre, de obrador, de harina ecológica, de corteza dorada, de miga esponjosa… marca la diferencia y te alegra el día. En La Magdalena de Proust también venden sus propias magdalenas, roscones y panettones en Navidad, galletas veganas con chocolate… y además, son un supermercado ecológico: puedes hacer la compra de frutas y verduras frescas de todo el mes a través de su web. ¡Ah! y por si fuera poco, imparten talleres de cocina.

C/ Regueros, 8.

la magdalena de proust

Mama Framboise

Hemos hablado de ellos un millón de veces y no nos cansaremos nunca. Desde que en 2011 abrieron, sus macarons les dieron la fama, pero, ¡oh! la fama hay que mantenerla y rara vez el local de Mama Framboise está vacío. Han sabido combinar la alta repostería de origen francés con precios asequibles. Sus dulces, las tartas de queso, las tartaletas de frutos del bosque o de plátano con toffee, los muffins, las galletas… Simplemente es de esas cafeterías que te conquistan. ¡Flipa con la colección de bombones femme que venden!

C/ Fernando VI, 23.

Mama Framboise Deliveroo Tartaletas

Pomme Sucre

Originalmente solo lo podías encontrar en Gijón, y menos mal, desde hace ya algunos años en la calle Barquillo de Madrid. Con Pomme Sucre estamos ante un proyecto de alta pastelería de la mano de Julio Blanco (ex discípulo de Paco Torreblanca), una propuesta de muchos quilates, donde vas a flipar con sus croissants, sus macarons, sus milhojas, sus panettones, o sus bombones, todos son musts.

C/ Barquillo, 49.

Pomme Sucre Madrid

COMER

Meat

El peso exacto son 125 gramos. La carne ecológica de Madrid. Dos tipos de hamburguesas. Una riquísima y la otra, también. De verdad que el equipo de MEAT lo pone fácil para elegir pero difícil porque siempre queremos volver. Pan casero, huevo frito, cebolla, queso cheddar, bacon o pepinillo… todo con mucho amor, y para acabar un buen batido de chocolate.  Por cierto, ofrecen un buen brunch -con pancakes incluídos- los domingos de 11h a 17h.

C/ Santa Teresa, 4.

Meat Madrid 03

Moules et Frites

Mejillones peruanos con leche de tigre, mejillones japoneses o mejillones italianos con salsa de tomate, albahaca y un toque de ajo… Este restaurante es uno de nuestros fichajes para comer en Alonso Martínez, porque se ha traído esta tradición francesa y belga hasta la capital y por supuesto, no podía falta la cazuela típica en la que se sirven. De acompañamiento, las patatas fritas, un arte que no es fácil combinar con un producto tan exquisito. Dos alicientes más para disfrutar de su carta: el primero, la amplia variedad de cervezas (por supuesto, belgas) y segundo, sus postres caseros.

C/ Orellana, 1.

mejillon deliveroo 01

Mad Grill

“Todo se hace en casa”. Así es la filosofía de Mad Grill. Sin duda, una de las mejores burgers de Madrid. Y no solo son hamburguesas, también costillas marinadas durante 24 horas, o unos aros de cebolla roja con salsa barbacoa casera que están de muerte… Ojo, que estos chicos tienen hasta #CervezaArtesana propia, Freaks, no dejes de pedirla.

C/ Campoamor, 13.

mad grill

Krachai

La Guía Michelín lo ha recomendado durante varios años consecutivos. Krachai no es un restaurante que se venda como algo que no es, al contrario, en su carta se respira amor por la gastronomía tailandesa de verdad. Con precios asequibles, pídete la ternera en salsa de curry y leche de coco, un wok con verduras salteadas y langostinos, y acompáñalo con arroz blanco perfumado al jazmín. ¡Oh yeah! A destacar su oferta de platos vegetarianos especialmente la sopa de tofu.

C/ Fernando VI, 11.

Restaurante krachai

Bocadillo de Jamón y Champán

Un buen ejemplo de cómo algo tan sencillo como un buen bocata de jamón ibérico, y una buena copa de champán, pueden convertirse en el mayor de los placeres. Este es el primero de los tres locales que ya tienen abiertos, y estamos seguros de que caerán más. Como decimos, la fórmula es aparentemente sencilla, aunque cuando pruebas sus bocatas te das cuenta de que detrás hay mucha, pero mucha “miga”. Una muy buena (y económica) opción para comer en Alonso Martínez.

C/ Fernando VI, 21.

Bocadillo de jamon y champan

DStage

Es uno de los pocos biestrellados Michelín de Madrid. Diego Guerrero, Javier Barroso (jefe de sala) y el resto del equipo de Dstagers, llevan ofreciendo desde el 2014 una experiencia gastronómica muy diferente a lo “habitual”. Menús degustación de 12, 14 o 17 pasos (90, 120 y 148 respectivamente), llenos de cercanía, creatividad, talento y mucha diversión.

C/ Regueros, 8.

Restaurantes con estrella Michelin Madrid Dstage

BocaCalle

Dani Álvarez, un chef joven formado con el mismísimo Martín Berasategui, nos brinda en BocaCalle uno de los mejores exponentes de street food del mundo, versionada por ellos mismos, con producto español, y con una carta rotativa y pensada para compartir, que cambia cada pocos meses. Si a esto le sumas una interesante carta de vinos de pequeños productores, y un local dividido en dos ambientes, uno más “Boca” y otro más “Street”, el resultado habla por sí solo. Lo petan. Sí, como ves, elegir dónde comer en Alonso Martínez es harto complicado.

C/ Santa Teresa, 2.

Boca Calle Madrid 02

La Casa Tomada

Pregunta: ¿si pudieras crear un bocadillo que llevara tu nombre, cuál sería? Mientras elaboras tu propia receta, te contemos que en La Casa Tomada tienen sin duda algunos de los mejores bocatas de Madrid. Un estilo libre y muy loco, que llega desde Venezuela de la mano del chef Jose Antonio del Pozo, quien ha metido en carta bocadillos de Roast beef con cebolla y queso idiazábal, ternera, pollo con queso cheedar, bacon y salsa tártara, un espectacular teriyaki de ternera con cilantro y todos acompañados de salsa con un toque muy latinoamericano. Atención a su carta de cervezas artesanales y por dios, no salgas de allí sin probar las Chili Cheese Fries. Por cierto, es recomendable reservar.

C/ San Lorenzo, 9.

La Casa Tomada El Granjero Loco

CENAR

Blanca 6

Un pequeño oasis, esa es la sensación que da cuando entras. Maderas, colores suaves, plantas… vaya, que de inmediato te sientes bien y dispuesto a relajarte. Ya os lo contábamos en un post anterior (de los primeros que publicamos de hecho), Blanca 6 no tiene una carta demasiado amplia, pero si hay algo que destaca es la reina de la casa: la hamburguesa. Ternera, cebolla caramelizada, queso cheedar, un toquecito de curry y unas patatas de muerte. Sé lo que estás pensando, en el tema hamburguesas lo de elegir sitio para comer en Alonso Martínez es una dura tarea… aquí también puedes probar su hummus, o el tartar de salmón.

C/ Blanca de Navarra, 6.

Blanca 6 Restaurante

Fismuler

Es uno de las últimos en llegar, y se cuela de lleno en nuestros recomendados para comer en Alonso Martínez. Fismuler es de esos restaurantes discretos, con una puerta que parece más una ventana, de un espacio con historia, cocina abierta y mesas para compartir con desconocidos. Nino Redruello ya sabía lo que era el éxito con La Gabinoteca o Las Tortillas de Gabino, y ahora con Fismuler va por el mismo camino pero con un restaurante minimalista con gastronomía cien por cien española. Es mejor ir con hambre, ataca el plato de garbanzos con ternera y cigalitas, o la lubina, que es simplemente espectacular. No te pierdas este plato (el de la foto) Huevo, trufa, chantarela y aguaturma, ni dejes pasar la ocasión de probar la tarta de queso, una verdadera maravilla.

C/ Sagasta, 29.

Restaurante Fismuler Alonso Martinez

Y tú, venga, suelta… ¿cuáles son tus favoritos para comer en Alonso Martínez? Cuenta, que siempre estamos hambrientos y queremos ampliar la lista.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.